martes, febrero 27, 2007

La extraña capacidad del aro

Comienzan los ensayos por estos lares y el aro vuelve a escena...se suben parihuelas, se reduce grosor en las trabajaderas, se cambia la forma de levantar, se modifica la ropa del costalero, se varía la forma de andar, el trato al costalero se corrige...en qué quedábamos...

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Juas, juas, juas. Nunca me imagine que el aro sería tan grande y que por él iba a pasar hasta el más pintao.

Da alegria ver que el aro es grande, sigue creciendo y cada vez va a más. El aro terminará siendo tan grande que no podamos ni imaginar su longitud.

Que viva el aro y los que han hecho que tantos pasen y pasarán.

Un saludo.
Alejandro Torres.

uduell dijo...

y que llega a mis oidos que ahora se hacen puntillazos? oh Dios mio que locuras... el aro si señor